Emprendiendo con Rug&Rock Languages

logo¿Has deseado alguna vez trabajar de tu pasión y que tu pasión se convierta en tu trabajo? Yo sí, muchas, aunque jamás pensé que conocería mi pasión ni que conseguiría conciliarla con mi vida laboral.

Paso número 1, conocer mi pasión. Después de viajar por Europa y experienciar la vida en diferentes países, llegué a la conclusión que lo que más me gustaba del mundo era ser capaz de relacionarme con gente de cualquier nacionalidad. ¿Cómo se consigue eso? Fácil, sabiendo idiomas. Afortunadamente, no necesitamos aprender todos los idiomas del mundo para llevar a cabo esto, sino que aprender inglés nos hace el camino bastante más accesible. Sin embargo, no siempre conocerás gente que hable inglés. En Marruecos, por ejemplo, lo mejor es saber francés si quieres regatear el precio de un taxi o preguntar por indicaciones, o simplemente conocer a su gente.

Paso número 2, viajar. Qué sería de mi pasión si una vez la conociera dejara de viajar…no tendría sentido. Compaginar los idiomas con los viajes es lo más satisfactorio que hay y de ahí que sea una fusión necesaria para aquellos apasionados por conocer el mundo. Viajar te abre la mente, ves el mundo desde otra perspectiva, conoces nuevas posibilidades y te lleva a tener nuevas ideas. Eso será fundamental para llevar a cabo este proyecto.

Paso número 3, trabajar.  Para conocer lo que quieres primero tienes que experimentar lo que es seguro que no quieres, de ahí que sea completamente necesario trabajar antes de tomar la decisión de dar el gran paso. En mi caso he trabajado poco, pero en puestos que me han llevado a tomar esta decisión. He repartido publicidad, he servido copas, puesto platos, limpiado suelos, impartido clases de inglés/español, …no mucho, ¿verdad? Sin embargo, todo esto me ha llevado a saber qué no quiero en mi vida y, aunque ame viajar y me conforme con tener dinero para vivir y viajar, la vida hay que vivirla al 100% incluso disfrutar de todas aquellas horas que pasamos trabajando.

Paso número 4, rodearte de gente motivadora. No se puede emprender estando rodeado de gente que sólo ve los defectos y aspectos negativos de tu futuro negocio. Con todas las experiencias que llevas tienes la cabeza llena de ideas, que no a todos parecerán buenas. Muchos te dirán que es una locura, que el país está en crisis, que eres una loca,…otros te aconsejarán no tirar por ese camino, intentar hacer oposiciones y conseguir un trabajo para toda la vida. Incluso habrá aquellos que te aconsejen salir del país y trabajar en Tailandia, por ejemplo, como profesora de español. Da igual lo que los demás digan porque nunca lloverá a gusto de todos, tú seguirás tu camino o lo dejarás a un lado, lo importante es que hagas lo que sientas que debes hacer.

Paso número 5, buscar ayuda. Puede que tengas experiencia en la creación de empresas, puede que no, siempre viene bien que alguien que sí tiene te ofrezca una visión desde otra perspectiva. Saber los pros y los contras te vendrá muy bien ya que así podrás asumir el riesgo teniendo un amplio conocimiento de este.

Paso número 6, decide tu objetivo. ¿Cómo vas a conseguir unir tus pasiones? Bien, este puede ser el paso más difícil después de decidir tomar el riesgo, pero es de los más importantes ya que tienes que pensar en una actividad que vayas a ser capaz de desarrollar poniendo todo tu ser en ello y, a su vez, disfrutando. En mi caso, lo he tenido claro desde hace mucho tiempo. Mi proyecto consiste en la creación de una academia de idiomas que, en un futuro cercano, ofrezca experiencias de inmersión lingüística a la vez que se viaja o se desarrolla actividades de aventura.

Paso número 7, desarrollar tu plan. Ahora, que ya tienes todas las ideas enfocadas en una línea de actividad y sabes a lo que te enfrentas, es hora de elaborar tu plan de empresa. Este es el paso más emocionante y asimismo agotador, ya que consiste en describir tu proyecto; elaborar un estudio de mercado donde tendrás que conocer la clientela objetiva, analizar tus debilidades, fortalezas, etc; llevar a cabo un plan de marketing teniendo en cuenta los próximos cinco años, un plan de producción y logística, otro de recursos humanos, jurídico-fiscal, de contingencias, económico financiero, previsión de gastos, y un largo etcétera que te hará volverte loca con tanto número y predicciones. Esta parte de tu camino es la más liosa pero también con la que más te ayudará a definir tu proyecto.

Paso número 8, lánzate. Todos los pasos anteriores no tendrían ningún sentido si no decides dar el salto. Da vértigo, ¿no? Si no lo diera no sería tan gratificante…Ahora ya solo queda dar el último paso y arriesgar.

Paso número 9, da lo mejor de ti y disfruta. Recuerda que todo esto tiene un sentido: combinar pasión con vida laboral. Si dejas de hacer lo que te llevó a esto, llegará un momento en que te estancarás y tu pasión quede incompleta. Para mi, aprender idiomas, conocer el mundo y educar giran en torno al mismo proyecto. Pretendo que este me lleve, en un futuro cercano, a seguir formándome como profesora de idiomas mientras viajo, conozco diferentes culturas y sigo viviendo experiencias.

Paso número 10, sigue disfrutando. Nunca dejes de disfrutar de tu trabajo. Recuerda que cuando se trabaja en algo que uno ama, ¡nunca jamás se trabaja!

#learningbydoing #rugandrocklanguages #learningadventuring

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s